Blog

El cobre se convertirá en el oro del automóvil eléctrico

Así como el oro ha sido el material por excelencia a lo largo de la historia, este empieza a ser reemplazado como el más codiciado en distintos sectores. Tal es el caso de la industria automovilística. En esta, el oro es desplazado del pedestal de los metales más relevantes para dejar ese lugar al cobre. Este, ahora, amenaza con obstaculizar los ambiciosos planes que se han tenido para lograr los transportes de cero emisiones contaminantes.

Importancia del cobre para la movilidad eléctrica

Como hemos dicho, el cobre es un metal que ha estado ganando cada vez más protagonismo con distintos usos a los que se habían dado hasta ahora. Se lo está considerando como el nuevo oro de la industria del automóvil, debido a que es muy alta la dependencia de los coches eléctricos respecto del cobre. Esta dependencia es mucho más alta que la que pueden tener del mismo material los vehículos de combustión. Al mismo tiempo, para poder generar energía eléctrica a través de fuentes renovables como se busca en la movilidad eléctrica, se necesita de grandes cantidades de cobre. Tanto así que se estima que, para 2035, la demanda podría llegar a ser mucho más alta que la oferta, dificultando el abastecimiento necesario para nuevos vehículos.

Para comprender esto mejor, es importante pensar que el cobre es el material por excelencia que se encuentra presente en prácticamente todas aquellas cosas que funcionan con electricidad. Desde los vehículos eléctricos hasta la generación y la distribución de energía eléctrica, todo requiere del uso de cobre. En este sentido, con una transición energética que está apostando cada vez más hacia la electricidad para que este reemplace a otras formas de generar energía, están haciendo que el cobre se vaya volviendo cada vez más codiciado, lo que le permite obtener el apodo de ser el “nuevo oro”. En este contexto, los especialistas aseguran que las reservas que se han encontrado de cobre no son suficientes para abordar la demanda que se espera que siga creciendo a lo largo de los próximos años.

Aumenta la demanda de cobre

De acuerdo a un informe que fue publicado por S&P Global, los coches eléctricos que crecen cada año en todo el mundo requieren de 2,5 veces más cobre que lo que necesita un coche de combustión. Pero, además, esta no es la única transición energética que se está dando, sino que también hay una apuesta creciente por el desarrollo de energía solar y eólica, donde también se necesita cobre, estimado en dos y cinco veces más por megavatio de capacidad instalada que lo que se usa en la actualidad en las centrales eléctricas a carbón o a gas natural.

Teniendo en cuenta estos aspectos y la transición mundial que se está dando hacia la energía eléctrica da cuenta de una demanda de cobre que crecerá sustancialmente. Según el informe, la demanda se duplicará a 50 millones de toneladas métricas para 2035, que es más que todo el cobre que se ha consumido en el mundo entre 1900 y 2021. No obstante, hay pronósticos optimistas que sostienen que la producción y el reciclaje de cobre también podrán crecer para adaptarse a dicha demanda.

CODAM S.A. vende y distribuye Metales No Ferrosos para la industria a todo el país.

Contamos con STOCK todo el año. Consúltenos por precio y financiación. Escríbanos ».

También puede estar interesado en...
Cobalto y medio ambiente
Electrólisis: Obtención de hidrógeno y utilización como combustible
Tipos de electrólisis: alcalina convencional y de membrana polimérica protónica
Arte y galvanoplastia – pinturas plateadas de Jacob Kassay